rojofasc.jpgpleno_nojuicios.jpg20añosfresno2.jpgequivocacion_sm.jpgcomunicado1.pngsinpagar.jpgsubvs_perdidas.jpgintereses_demoras1.pngalcaldia_sin.pngnopoliticos_seleccion.jpgnosonpartidos.jpglimpieza_torote1.jpgfs_trabajaxvecinos.jpgalcaldia.jpgvc_ibi_Fresno.pngpuestosadedo.jpgmocion_ocultacion.jpgcarretera_nevada_w.jpgdeudas_aytoxhab.pngcontenciosos1.jpgibi_gravamen.jpgrecaudacion1.jpgbasura_deficit.jpgcedemos.jpgFresno de Torote-20121013-00204.jpgfresno_vistacielo1.jpgmachismo_polit.jpgbasurasinpagar.jpg

¿QUÉ ES UNA COMISIÓN DE CUENTAS?

 

    La Comisión de Cuentas es un órgano que ha de velar por el uso razonable del gasto en un ayuntamiento. Debe existir en todos los municipios y debe ser informada antes del 1 de junio de cada periodo presupuestario de las cuentas anuales. Estará constituida por miembros de los distintos grupos políticos integrantes de la Corporación. Las cuentas anuales serán asímismo objeto de información pública antes de someterse a la aprobación del Pleno en esta Comisión, a fin de que puedan formularse contra las mismas, reclamaciones, reparos y observaciones. Todo ello sin perjuicio de que pueda denunciarse  ante el Tribunal de Cuentas la existencia de irregularidades en la gestión económica y en las cuentas aprobadas.

    En esta Comisión se deben dar las explicaciones pertinentes y la Intervención ha de presentar un informe valorando el periodo presupuestario. En Fresno de Torote, esto no se hace. Durante años, el Alcalde Mariano Blanco no daba explicaciones de lo gastado ni cómo lo  gastaba.

   Las alegaciones a la Cuenta General que presenten los diferentes grupos deben ser respondidas y en su caso debatidas para dar las explicaciones a quien las plantea, que ha de hacerse en otra Comisión de Cuentas. Si las cuentas se ratifican y se desestiman las alegaciones, se pueden aprobar con el voto de la mayoría. En el caso de Fresno de Torote, existe la insana costumbre de aprobar las cuentas aunque tengan irregularidades. Así se ha hecho siempre en los gobiernos de Mariano Blanco.

   Aprobadas las cuentas han de llevarse a Pleno y ratificarlas. Sólo después de todo este proceso se pueden enviar a la Cámara de Cuentas de la Comunidad, en lo que se conoce como Rendición de Cuentas.